Alvaro Baraibar

Avanza el otoño y echo de menos aquellas peleas de enamorados que en años anteriores protagonizaban UPN y PSN con motivo de los Presupuestos; aquellas escenas de duras negociaciones que siempre terminaban en acuerdo porque la gobernabilidad y el bien de Navarra debían quedar por encima de todo.

No era sino la escenificación de un acuerdo al que todos sabíamos que iban a llegar (o que ya habían cerrado antes de empezar), pero no dejaba de tener su gracia el intentar acertar la fecha en que iban a sacar la foto del apretón de manos, adivinar cuáles eran los temas que UPN decía aceptar por la presión del PSN o vislumbrar las líneas rojas que los navarristas decían fijar, resistiendo los supuestos excesos socialistas.

Este año los tira y afloja que se dieron en torno a la constitución del Gobierno se cerraron según se acercaban las elecciones. Me consolé pensando que la campaña sustituiría a aquellas peleas a lo Pimpinela, pero ni por esas. Temas como para escandalizarse no han faltado, pero los ataques del PSN a su socio de gobierno están provocando en UPN tiernos ronroneos similares a los que mi gata emite cuando me da permiso para que la acaricie. Más exigentes han sido los populares al pedir a Barcina en plena campaña que aclare los oscuros movimientos habidos en Caja Navarra.

Y esto es algo que me confunde y desconcierta, porque esta reacción de amante despechado en este ménage à trois que se traen entre PP, UPN y PSN pensaba yo que le hubiera correspondido más al PSN.

Tal vez regionalistas y socialistas estén más interesados en pasar de puntillas sobre un Proyecto de Presupuestos que consolida para el 2012 los recortazos aprobados este año y que supone rebajas significativas en Departamentos como Salud (un 3,08%), Asuntos Sociales (un 3,30%), Educación (un 4,45%) y, sobre todo y de manera escandalosa, Cultura y Turismo (un 20,10%). Además, nada nos asegura que no habrá nuevos recortes porque todo dependerá de cómo funcionen los ingresos previstos y de que no hayan hecho un exceso de ingeniería en imaginar que recaudarán más de lo que puede ser.

Leer en Diario de Noticias de Navarra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*